lunes, agosto 10, 2009

El Legado


Este sábado y domingo participé en un seminario, sobre el cual escribiré con más detalle en una entrada posterior. Lo que me interesa comentar en esta ocasión es que se llevó a cabo en la sala de juntas de un hotel que está en Santa Catarina, el cual no ha sido muy publicitado.
Se llama Las Torres de El Legado, y está a a unos cuantos pasos de la Carretera a Saltillo, rodeado por una zona industrial no muy agradable a la vista: fábricas, caminos sin pavimentar, tránsito pesado, pocos árboles y mucho polvo y esmog.
No obstante, ya estando en este lugar el contraste es enorme: se trata de dos torres de departamentos pintadas de color amarillo, circundadas por extensas áreas verdes y árboles altísimos que proporcionan una agradable sombra. Debe ser muy agradable salir de una habitación, atravesar los jardines y pasar por la fuente para llegar al restaurante.
Algunos de los participantes del seminario tuvieron la idea de reservar una habitación para pasar la noche del sábado, pero prefirieron hacerlo en otra ocasión porque esa noche se celebraría una boda en los jardines.
Durante uno de los descansos admiraba yo el lugar cuando reconocí a una de las promotoras mientras atendía a una pareja próxima a celebrar su boda. Era nada menos que Elizabeth, queridísima compañera de mis años de Facultad. Me dio mucho gusto verla pero decidí no interrumpirla.
Fue más tarde cuando la volví a ver y me le planté enfrente, muy sonriente. De repente me reconoció y nos abrazamos fuertemente, gustosos de reencontrarnos. Sólo pudimos intercambiar números telefónicos y unas cuantas preguntas apresuradas, ya que ella iba de salida y yo tenía que regresar al curso, pero pronto tendremos oportunidad de reunirnos para platicar y recordar aquellos nuestros años de estudiantes.

3 comentarios:

  1. Que felicidad que hayas encontrado a alguien querido, te felicito por eso.

    Saludos Tino.

    ResponderEliminar
  2. It's not even funny that they rent the garden to have a marriage, they disturbe the rest of the people, good you saw your friend, and best you could talk to her.
    un saludo

    ResponderEliminar
  3. El lugar que describes me parece interesante desde el nombre. Imagino el gusto que tenían de haberse encontrado despues de algún tiempo.

    Saludos!

    ResponderEliminar

Share Your Thoughts