domingo, agosto 08, 2010

Mucho Color

Está saliendo en la tele un comercial de una marca de pinturas que me pareció muy simpático, ya que, ambientado con escenas de playa, dice que para este verano se pronostica mucho "color".
Y vaya que tiene mucho significado para mí. En este verano va a haber mucho "color" en mi casa, pues ya se le llegó la hora de recibir una manita de pintura. Hoy iba a llegar la pintora que contraté, pero tal vez trasnochó y no pudo presentarse a trabajar. Ni modo, ya será la próxima semana.
Sin embargo, no deja de darme risa (ya no me enoja) darme cuenta una vez más de que de plano yo no me entiendo con los albañiles, pintores, plomeros, cerrajeros, etc., etc., etc. Es por demás. Siempre concerto una cita formal y simplemente les vale madre. Son las personas más informales e impuntuales que conozco, y qué lástima, porque si trabajaran como debieran saldrían de la pobreza en la que viven muchos de ellos y quizá hasta serían más ricos que las personas que los contratan.
Y como no vino la pintora, me puse a embarrar una pared de la recámara con una mezcla de color que creó mi sobrina Claudia en la ferretería de su papá, y a la cual bauticé como "verde guacamole". Es solamente una prueba para ver qué tal combina; no sé si me quede con éste o elija otro.
Todo el interior de la casa irá un color muy sobrio y neutro que me sugirió un amigo que tiene muy buen gusto. Pero la verdad es que a mí me gustan mucho los colores brillantes y decidí que cuando menos un muro lo pintaré de un color muy de mi estilo.



Esta semana he estado trasladándome en camión. No es tan terrible como mucha gente piensa; bueno, será que solamente necesito uno para trasladarme a mi trabajo, es un recorrido no demasiado largo y pasa muy cerca de mi casa y también a pocas cuadras de mi trabajo. El de la mañana va atestado y casi nunca puedo alcanzar un asiento para poder leer, pero es tolerable. Y el de la tarde va más que atestado, de hecho algunos días solamente los veo pasar porque no se detienen aunque estemos varias personas esperando abordar.
La razón de que me esté trasladando en camión es que también mi carrito está recibiendo mucho "color" este verano; como no hay presupuesto actualmente para remplazarlo decidí darle un buen mantenimiento mecánico y estético de una vez.

4 comentarios:

  1. ¿La pintora? ¿Es mujer? ¿Ya hasta las mujeres son impuntuales? En mi estadía en Monterrey nunca me tocó ver una mujer trabajando de pintora o albañil, seria interesante ver esa escena je je je.

    El verdecito ese esta muy bien, bien caliente que se ve el colorcito, a mi también me gustan los colores brillantes y vistosos, me siento mas alegre al estar alrededor de ellos.

    El Peugeot tiene que verse como nuevo una vez que lo pinten todo, no deje de publicar una foto ya terminado.

    Saludos y un abrazo compadre.

    ResponderEliminar
  2. El color de la pared se ve muy padre, y combina muy bien con la cama.


    Hola.

    ResponderEliminar
  3. Que bonito color ¡ a veces como que uno teme a los colores tan vivios, pero se ve hermoso¡

    A mi si de plano en camion no me gusta prefiero irme en metro.

    ResponderEliminar
  4. Cuando vi el espectacular de la marca de pintura que dices, volví a leer y si, decía en un juego de palabras color en lugar de calor.

    Que bueno que estas dandole mantenimiento a tu casa y auto y es que además de conservarlos nos cambian la perspectiva por cierto, los camiones no son tan malos: a veces ves y vives situaciones en ellos que son hasta divertidas.

    Gracias por la crítica, haz todas las que sean necesarias.

    Abrazos!

    ResponderEliminar

Share Your Thoughts