miércoles, enero 21, 2009

Yoguis Famosos

Hace meses que tengo la intención de practicar el yoga, pero hasta ahora se había quedado solamente en eso: en intención. Primero me aprendí un par de asanas que encontré en Internet, creo que la de la cobra y la del niño, y recuerdo que las practicaba por las mañanas, pero luego se trastocaron mis rutinas y ya no lo volví a hacer.
Luego asistí a una clase de yoga que dan ¡en una iglesia católica! más o menos cerca de mi casa, pero no regresé. Creo que por lo pronto estoy harto de tomar clases, gastar gasolina, tiempo en traslados, conocer gentes necias, etc., la mayoría de las veces no vale la pena.

En vista de mi repentina etapa de ermitañismo, pensé que sería bueno practicar en casa y me compré el dvd de ejercicios de yoga YogaBurn, con Rodney Yee. El cuate tiene un cuerpazo y me imaginé que en unas semanas yo estaría igual, pero las veces que intenté practicar los ejercicios no duré ni 10 minutos. Son muy extenuantes, seguramente aptos para quienes tienen experiencia en esto y no para seres sedentarios anti-ejercicio como yo.
Aunque me sentía frustrado al no poder hacer los ejercicios que este oriental realiza con la mayor facilidad (y todavía se atreve a decir: "Relax your face"), mi característica persistencia me hizo seguir buscando otra opción y fue así como la semana pasada di con otro dvd, pero ahora tuve cuidado de escoger uno para principiantes, de la mundialmente famosa Wai Lana (aunque yo jamás la había escuchado mencionar siquiera).

Fue apenas anoche que reservé un poco de tiempo especialmente para ponerme a practicar. Temía que los ejercicios fueran igual de difíciles que los de Rodney Yee, pero oh sorpresa, verdaderamente son para principiantes, y aunque sí demandan algo de flexibilidad y tensión, son perfectamente posibles de realizar.
No conocía a Wai Land. Es toda una experta en yoga, y además es todo un personaje: aparece cuidadosamente maquillada y adornada con guirnaldas de flores en la cabeza, muñecas y tobillos, y cada ejercicio cambia de atuendo, cada uno más excéntrico que el anterior.
Hice la sesión completa de ejercicios, sin demasiado esfuerzo, y la verdad que quedé más que contento. Tan contento que hoy por primera vez en meses me levanté apenas sonó la alarma y me fui directamente a mi tapete de yoga para iniciar mi sesión. Media hora después terminé, sintiéndome con mucha energía para empezar mi día.
Ahora sólo espero ser perseverante y hacer esta rutina todos los días... a quienes les interese practicar yoga y no estén en forma, les recomiendo ampliamente los ejercicios para principiantes de Wai Lana. Namasté.

1 comentario:

  1. ya pasó un año desde que escribiste este post, comenta tambien si aun sigues practicando yoga o si te quedaste en el dvd para principiantes de wai lana. :)

    ResponderEliminar

Share Your Thoughts