miércoles, abril 29, 2009

ॐ मणि पद्मे हूँ (Om Mani Padme Hung)

No voy a agregar nada más al asunto. Si bien me mantengo informado, me niego a leer correos alarmistas o a ver la televisión, en la que únicamente pasan noticias que me llenan de pesar y de alarma. Anoche intentaba ver algo antes de dormir, y al avanzar los canales la inmensa mayoría eran programas como para quitar el sueño.
Aunque no profeso la religión católica, por alguna razón decidí detenerme en un canal donde estaban pasando el Rosario, y escuchando esas oraciones que oía desde niño fue que me tranquilicé, acostado en el sillón con los ojos cerrados, y me sumergí en el sueño.
Siento mucha pena por las personas que están perdiendo sus fuentes de trabajo en el Distrito Federal y otras entidades, como los meseros y los dueños de restaurantes. Por los empresarios dueños de cines y demás lugares de reunión y de diversión. También me entristezco por las personas que han resultado directamente afectadas. Es triste ver desiertas muchas calles calles de la ciudad, y a la gente embozada y aislada con sus cubrebocas.
Por las mañanas paso por una escuela, ya no es necesario detenerse porque no hay niños cruzando la calle de la mano de sus papás o de sus hermanos. No los veo correr alegres, porque están encerrados en sus casas.
Todo se cancela, se detiene, se pospone. La incertidumbre y el nerviosismo reinan, en algunos casos se llega al pánico. Pero detenerse también es bueno. Es una oportunidad para hacernos muchas preguntas, como ¿Qué estamos haciendo? ¿Qué es verdaderamente importante para nosotros?
Es evidente que esta situación nos hará dar un giro completo, puedo vislumbrar que habrá muchos cambios y pienso que deberíamos concentrarnos en los cambios positivos. Además de tomar todas las precauciones necesarias, los invito a aprovechar estos momentos para reflexionar y a orar / rezar / recitar mantras, sin importar la fe que profesen, por compasión para todos los seres.
Nota: Yo respeto a quienes no profesan ninguna creencia. Por favor respeten ustedes también.



AVALOKITESHVARA, boddhisatva de la compasión.

6 comentarios:

  1. Holis

    Cari me encantas por que me ayudas a despertar mi lado espiritual, gracias por tus aportaciones.

    Por otro lado comparto contigo que esto que vivimos s como una ficción, viste la pelí de Ceguera, pues así se me figura que estamos, como ciegos, como paranoicos alarmistas desfasados y cobardes.

    Lo que ha de ser será....

    Un abrazo y cuídate

    ResponderEliminar
  2. Repetiré lo mismos de siempre: creo que hay que mantenernos informados de fuentes confiables y seguir indicaciones.

    Algo más: saber discernir.

    Dios, Buda, Krisna o quien sea esta con nosotros. No hay que temer.

    Que el pánico y la psicosis no nos invadan.

    Un fuerte abrazo a migo.

    ResponderEliminar
  3. Creo que nuestra única arma es la infomación... ah, y deja de ver tv, jeje.

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Alvarito: buscaré esa película, porque no la he visto. Gracias por comentar.
    Ramón: totalmente de acuerdo.
    Tony: definitivamente no tv, si acaso programas de hormiguitas, o de pilates, o de rosarios, jejeje.

    ResponderEliminar
  5. Saludos, aquí visitando tu excelente blog.

    A veces es necesario dejar que las cosas sean.

    ...

    ResponderEliminar

Share Your Thoughts