jueves, junio 25, 2009

Willy Wonka

Ayer que conversaba electrónicamente con Isela vía mensajes escritos, me comentaba que están produciendo una nueva versión cinematográfica de un libro que nos fascina: Alicia en el País de las Maravillas; agregó que se estrenará en 2010 y que Johnny Depp hará el papel de El Sombrerero Loco.
Yo le dije que ese Johnny Depp me cae gordo por "freak", y ella contestó que le había gustado mucho su personaje de Willy Wonka, con sus dientones muy blancos. Respondí que no había visto esa película y que "uno de estos días" la iba a rentar para verla.
Más tarde recibí una vez más un correo famoso que habla de que no debemos dejar las cosas para otra ocasión, pues tal vez esa ocasión nunca llegue. Así que decidí que al llegar a casa iría a rentar la película, pero nunca imaginé que me iba a divertir tanto con ella.

Willy Wonka fue un niño a quien su papá, un dentista, jamás lo dejó comer dulces para que no se le estropeara la dentadura. Cuando fue un poco más grande se rebeló y se marchó de casa, pues sólo así podría comer chocolates y dulces. Su papá no hizo nada por retenerlo y eso lo entristeció y lo marcó para siempre.
Con el tiempo Willy Wonka construyó la fábrica de chocolates más grande del mundo y ganó mucho dinero, pero estaba solo y no era precisamente feliz. Pasaron los años y se dio cuenta de que no tenía a quien heredarle su imperio.
Para seleccionar al heredero, se le ocurrió introducir cinco boletos dorados en igual número de piezas, de entre los millones de chocolates que producía y que se distribuirían en todo el mundo. Los cinco niños que obtuvieran los boletos dorados ganarían una visita a la fábrica, y durante ésta seleccionaría a uno de ellos para entregarle un premio sorpresa.
Los niños que obtuvieron los boletos dorados eran todos unos personajes: un alemán obeso que devoraba chocolates, una inglesa arrogante acostumbrada a que le cumplieran todos sus caprichos, un niño sabelotodo y engreído, una gringa naca que siempre estaba mascando chicle y estaba obsesionada con ganar concursos, y finalmente Charlie, un niño bueno, inteligente, muy pobre y muy cariñoso con sus padres y sus abuelos.
Willy Wonka es también todo un personaje freak, con su sombrero de copa, sus guantes morados, sus dientes blanquísimos y su pelo largo peinado como el de una mujer. Me divirtió mucho la manera sarcástica y atrevida con que ponía en su lugar a los cuatro arrogantes y engreídos chicos, así como a sus papás. Les dirigía comentarios burlones y despectivos, que eran muy bien merecidos.
Me reí a carcajadas cuando el papá de uno de ellos le extiende arrogantemente una tarjeta de presentación, y Willy ni siquiera la lee sino que la arroja hacia atrás con gran desprecio. También me reí mucho cuando el sabelotodo le da una mini-conferencia sobre las ondas de televisión, y aburrido y enojado, Willy Wonka le grita "Mumbler!", y le dice que no le entiende una sola palabra de lo que dice (porque según Willy Wonka el chamaco habla entre dientes).
Escuchar el audio original en inglés me permitió saborear varios juegos de palabras deliciosos, como cuando le dice a la niña que no toque las "nueces" de las ardillas porque se volverán locas, o bien cuando les presenta el área de "crema batida", en el que se ve a una vaca a la que agarran a latigazos. (Nota del traductor: crema batida en inglés se dice "whipped cream", que literalmente significa "crema golpeada a latigazos").
Generalmente no me gustan mucho las películas para "niños", pero esta de Willy Wonka me divirtió mucho, es genial y se las recomiendo mucho. Es divertida y su mensaje principal es la importancia de la unión y el amor familiar.

2 comentarios:

  1. jajaja yo tengo esa pelicula jejeje te la presto cuando quieras, y a mi me gusta mucho tambien, la veo la veo y nunca me aburre jajaja, tambien hay una version mas antigua, claro que no con todos los efectos especiales de esta nueva jejeje, pense que anadie mas le gustaba jajaja,

    ResponderEliminar
  2. Hace unos dias me hablaban de esta pelicula y no sabes cuanto me atrae, un tanto por esta línea de peliculas y otro tanto por Johny Deep (me parece un actor sumamente extraño e interesante).

    Definitivo, tengo que verla. Esta es otra señal.

    Abrazos.

    ResponderEliminar

Share Your Thoughts